jueves, 18 de febrero de 2016

60.- Revuelto de patatas y setas.- Rápido








Ingredientes para 2 personas:


  • Aceite de oliva "virgen extra", 2 cucharadas
  • Aceite de oliva suave o de girasol, 2 vasos
  • Cebolla, 1
  • Huevos tamaño L o XL, 3
  • Patatas grandes, 2
  • Perejil, un buen manojo
  • Pimienta negra, al gusto 
  • Sal fina, al gusto
  • Setas cultivadas, 500g


Utensilios:


  • Cuchillo grande y afilado
  • Pelapatatas, en su defecto cuchillo pequeño y afilado
  • Papel de cocina
  • Sartén honda o perol
  • Sartén grande y antiadherente con su  tapadera
  • Tabla de cocina para cortar


Elaboración:


Comenzaremos pelando y cortando en cubos de tamaño regular las patatas.



Después, pela y corta la cebolla en julianas.



Seguidamente vierte los 2 vasos de aceite de oliva suave o de girasol en el perol y caliéntalo a fuego medio-alto, nº 7 de la placa vitrocerámica.

Cuando el aceite esté caliente introduce los dados de patatas y la cebolla picada en el perol y fríelas a fuego medio-alto  hasta que estas estén blanditas y ligeramente doradas.

Tras esto saca los dados de patatas y la cebolla picada del perol y déjalas reposar sobre una fuente plana cubierta de papel de cocina para eliminar el aceite sobrante. Transcurrido unos minutos sálalas con sal fina al gusto.

Vamos a continuar picando las setas al gusto, yo las troceo en fracciones grandes pero puedes partirlas del tamaño que más te guste.

Introduce a continuación las setas troceadas en la sartén, sálalas al gusto con sal fina y vierte por encima de ellas las dos cucharadas de aceite de oliva "virgen extra", remuévelas con tu cuchara de madera y tápalas.  Deja que las setas se cocinen a fuego medio, nº 6 de la placa vitrocerámica durante 12 minutos o hasta que estén tiernas. Destapa la sartén y remueve las setas troceadas de vez en cuando durante la cocción.



Cuando las setas estén tiernas, añade los dados de patatas y la cebolla en julianas que tenías ya cocinadas y reservadas. Mezcla con tu cuchara de madera.

Lo siguiente que tienes que hacer es cascar y batir los huevos en un bol.

Tras esto, incorpora los huevos batidos a la sartén,  el perejil previamente picado y una poquita de pimienta negra molida al gusto, como la sartén sigue al fuego a temperatura media-alta, lo que tienes que hacer ahora es remover toda la mezcla con tu cuchara de madera hasta que los huevos se hayan cuajado.

No hagas los huevos en exceso pues queremos un revuelto, no una tortilla rota.


Cuando los huevos estén listos, sirve en los platos y ya está listo para comer.


ME ENCANTA, FÁCIL Y MUY RICO.



"No cambié, sólo aprendí y aprender no es cambiar es crecer".

No hay comentarios:

Publicar un comentario